CAMPAMENTOS SAHARAUIS

2001- 2000

Historia

Has nacido en los campamentos de refugiados saharauis de Tindouf situados en la parte occidental del desierto argelino, una de las regiones más inhóspitas del mundo, donde la temperatura en verano supera los 50 grados a la sombra y en invierno el frío llega a congelar. Existen cinco distritos o wilayas, bautizados con el nombre de ciudades del Sáhara Occidental (Auserd, Smara, Dajla, El Aaiún y Bojador), subdivididos a su vez en pueblos o daïras gobernados por el Frente Polisario. En ellos vive desde hace más de 25 años la población saharaui, que tuvo que huir de su territorio en 1975 con el inicio del conflicto bélico del Sáhara Occidental, en el que Marruecos buscaba anexionarse ese territorio. En tu año de nacimiento, se realizaba un nuevo intento de Referéndum de Autodeterminación del pueblo saharaui, desde que en 1991 se firmara una tregua entre el Gobierno de Marruecos y el Frente Polisario. Tampoco ha sido posible ahora. Por cierto, ¿sabías que el Sáhara Occidental fue la provincia española número 53 hasta 1976?

El día a día

La vida en los cinco campamentos en la hamada de Tindouf es durísima. Precarias casas de adobe, haimas y sin servicios; es necesario depender de la ayuda externa para conseguir agua y alimentos, y la población tiene que construir rudimentarias letrinas desde que inició un exilio que aún hoy dura. Al comienzo de la instalación de los campamentos, la búsqueda del agua se convirtió en un problema grave debido al exceso de sales y yodo en los pozos, y la falta de tratamiento de la poca agua existente en Tindouf. El agua que se transporta en la actualidad es agua subterránea, obtenida de pozos profundos, en algunos casos a las afueras de los campamentos y, en otros casos, a varios kilómetros de distancia.

Situación de los Derechos Humanos

Desde la ocupación por Marruecos del territorio del Sáhara Occidental en 1975, la población saharaui sufre violaciones de derechos humanos de forma sistemática, segregación social y marginación política. Los derechos humanos están fuertemente afectados en los campamentos de personas refugiadas saharauis:

  • Carecen de acceso a suelo, viviendas y equipamientos construidos sobre suelo ajeno que pertenece al país de acogida.
  • Existe una absoluta dependencia económica del exterior.
  • Aislamiento físico y social. Depresión.
  • Precario acceso a la salud, carencia de personal médico, de materiales y herramientas sanitarias.
  • En el sistema educativo: instalaciones de baja calidad y carencia de programas nacionales de mejora por la falta de soberanía económica.
  • Precariedad en el acceso y almacenamiento de agua potable.

La República Árabe Saharaui Democrática (RASD) desarrolla estrategias para garantizar los derechos de la población siguiendo la línea de la Agenda 2030. Sin embargo, este proceso se ve limitado por múltiples condicionantes.

Causas

La lucha por la autodeterminación del pueblo saharaui es una reivindicación con décadas de historia. En el año 1975, la Corte de Justicia Internacional de La Haya reconocía este derecho a tu pueblo. Hoy, las resoluciones y sentencias siguen demostrando que el Sáhara es un territorio diferenciado de Marruecos, pese a los posicionamientos de algunos gobiernos. La existencia de la Misión de Naciones Unidas para el Referéndum en el Sáhara Occidental (MINURSO) indica hasta qué punto la libre determinación del pueblo saharaui es algo que no depende de una coyuntura concreta o de un gobierno de turno. El Frente Polisario sigue siendo el legítimo representante de un pueblo que, pese a las duras adversidades, resiste y se niega a desaparecer.

Logros de los movimientos sociales del país

La República Árabe Saharaui Democrática (RASD) celebra en 2023 su el 47º aniversario de su proclamación, en una situación particular marcada por una escalada de la lucha por la liberación y la culminación del proceso de soberanía nacional sobre todos los territorios ocupados, avanzando con paso seguro hacia la libertad y la independencia con un rico historial de logros a todos los niveles. En todo este tiempo, han sido muchas las activistas y defensoras saharauis de los derechos humanos que han sufrido violencia por parte de las autoridades de ocupación marroquí. Conoces el caso destacado de Aminatou Haidar, la más célebre activista de la causa de la República Árabe Saharaui Democrática y Sultana Jay-ya y su familia, que se ha convertido en un símbolo para quienes luchan por la libertad del pueblo saharaui.

El apoyo de la cooperación andaluza

Bruno Abarca – Médicos del Mundo

La especial y continuada situación de la población refugiada de los campamentos saharauis ha originado una larga trayectoria de cooperación y ayuda humanitaria en la zona de los grandes organismos internacionales, aunque también de diferentes ONGD andaluzas que solo en 2022 han desarrollado un total de 36 proyectos en los campamentos. Destaca la actividad de la Asociación de Amistad con el Pueblo Saharaui de Sevilla y de Solidaridad Internacional Andalucía, que cooperan con organizaciones locales en ámbitos como la sanidad, la educación o el acceso al agua. Igualmente es reseñable el histórico programa Vacaciones en Paz, que ha creado importantes lazos entre la población saharaui y la andaluza.